Abre sus puertas

Nota exclusiva con Susana Berta, la Directora del Nivel Polimodal del Colegio Ejército de Los Andes. "La educación es el problema principal de nuestra sociedad", reconoció la Licenciada. Habla de todo...

Por Leandro Saltamerenda

¿Cómo analizas este presente del sistema educativo?
La educación en este momento está en una situación bastante desfavorable porque van a haber cambios que se producen a nivel secundario. Por ejemplo, el año próximo vamos a tener por primera vez en la historia una secundaria que va a ser obligatoria y que consta de seis años. Si bien ahora está funcionando 1º, 2º y 3º, éste es un proyecto nuevo y que va a requerir una adaptación tanto de los alumnos como de los docentes. Lo positivo es que los chicos van a permanecer en el sistema educativo hasta los 18 años, aunque la realidad es otra. El gran problema en nuestro país es el contexto social y todos los desafíos que quedan por resolver. Pero por suerte, nosotros como escuela  no tenemos muchos inconvenientes y somos un caso bastante atípico. Primero porque dependemos de un club de fútbol y segundo porque la concepción, el ideal con el que fue creada la institución se mantuvo. Tiene que ver con esta mística de agruparse a un club, pertenecer a un lugar y sentirse querido. Nuestro Jardín acaba de cumplir los 25 de trayectoria y con el nivel secundario ya vamos camino a los 10 años de vida. Entonces el haber mantenido una continuidad te da esa esencia se mostrarte diferente.


Hablaste de los cambios a nivel educativo, ¿cómo se adaptan a un nuevo sistema?
Perfeccionándonos. La gestión educativa es un constante cambio porque el nivel secundario ha variado en tres o cuatro planes a lo largo de estos últimos años. Uno de los factores que nos conecta más con los chicos es que ellos también comparten el proyecto. Es una cuestión dialogada; siempre estamos abiertos al debate. Nosotros establecemos acuerdos y si bien tenemos una normativa de convivencia como las demás instituciones, introducimos algunas variantes. Es lógico que cuesta la adaptación, pero tiene que haber un entendimiento mutuo. Los alumnos vienen desde lo constitutivo con un bagaje diferente, como puede ser en el en el lenguaje. Hoy en día, las palabras son acortadas y casi todos hablan como les mandan los mensajes de texto o como se escribe en el chat. Y todo esto también implica un aprendizaje de los chicos a nuestra forma, y viceversa. Por eso siempre es importante llegar a un acuerdo en cualquiera de las aéreas, por más mínimo que sea el problema.


¿Qué pensás cuando dicen “la educación es el problema central de la sociedad”?
Es que es así. Es lamentable, pero la educación es el problema principal. Yo creo que una sociedad que tiene presente la educación como una cuestión prioritaria, como es la salud o la seguridad, le va a permitir a la población una equidad mayor y la igualdad de oportunidades. Porque si todos tienen la misma posibilidad de asistir a la educación no se van a producir grandes disparidades en cuanto a la incorporación de conocimientos. Por ejemplo, si desde los primeros momentos de la vida, el chico no tiene acceso a un Jardín de Infantes, su mamá ya lo ha coartado o privado de adquirir algo fundamental. A pesar de que lo puede hacer más adelante va a comenzar con una base desigualdad. Entonces me parece que es algo básico. Después quedará en la libertad de cada uno de elegir qué camino es el mejor. Pero como sociedad yo tengo que brindarles la posibilidad a todos.


¿Cuál es la contención que le da el colegio ante algunos problemas específicos?
Los chicos son como esponjas que pueden absorber tanto lo bueno como lo malo. Y lamentablemente estos inconvenientes dependen mucho de la problemática familiar, de los valores que cada uno les van dando. Los papás son los que marcan las pautas y nosotros tratamos de reafirmarla o incrementarla. Nuestra ventaja es que al tener una progresión desde el Jardín conocemos más su historia, y ellos están abiertos al dialogo. A veces en la casa, los chicos les cuestan hablar o quizás no pueden y entonces acuden a nosotros. La escuela cuenta con un equipo de orientación y también tenemos un buzón de sugerencia que se llama “Te puedo ayudar”. La verdad que eso nos dio mucho resultado. El alumno puede escribir una cartita en forma anónima o no contando sus problemas. O mismo lo puede hacer otro chico si sabe de un compañero que está atravesando una dificultad y no sabe cómo ayudarlo. Y es ahí cuando nosotros intervenimos, ya sea a través del equipo de gestión, de los preceptores o los docentes. Constantemente estamos ayudando al alumnado y llevamos un seguimiento de cada uno de ellos.


Siempre fue difícil insertarse en el mundo laboral o en la universidad, pero, ¿por qué se responsabiliza tanto a la secundaria?
Toda la vida pasó. Siempre los problemas lo trae el nivel anterior. Cuando los chicos ingresaban a la secundaria decíamos estos problemas los vienen arrastrando de la primaria y así sucesivamente podemos llegar hasta la panza de la mamá. Pero me parece que no debe ser así. Cada nivel tiene que hacer una mirada introspectiva y analizar los logros obtenidos y las fallas cometidas. De esa forma se puede trabajar con otros parámetros y ajustar algunas cosas. Nosotros por suerte tenemos un porcentaje de 75% y 80% de egresos a la universidad o que no han tenido dificultades en el nivel. Lógicamente que los estudios son más complejos, pero supieron cómo sobrellevarlos porque había saberes previos que ya los tenían incorporado. Y esto yo lo considero como un termómetro. Estamos funcionando bien.


¿Qué posibilidades se le brinda a aquel estudiante que está a punto de egresar? Becas, pasantías…
Nuestro colegio tiene un régimen de pasantías y en este momento tenemos una persona que está como pasante en la administración de la escuela. En otros años, también hemos establecido contratos y acuerdos con algunas empresas importantes que les permitieron a nuestros ex alumnos hacer carrera. Y como nuestro título es Economía y Gestión, es una de las modalidades que te permiten tener un primer empleo. Uno tiene muchas herramientas a su disposición y sabe cómo funciona un negocio, por ejemplo balances, cierre de caja, facturación.


Y, ¿qué representa para ustedes que la escuela sea una de las más buscadas y año a año se mantenga con un cupo pleno?
Tener las aulas llenas es una gran satisfacción. Porque uno ha trabajado muchos años para alcanzar esto y no solo desde el nivel secundario. Nosotros funcionamos mancomunadamente entre los niveles (inicial, primario y secundario) y todos estamos en pos de un mismo objetivo: la calidad educativa. Si más personas eligen nuestra escuela eso nos da la pauta de que estamos en el buen camino. 

Lunes 21 de Diciembre de 2009 | Area Educativa


subir